La startup Privateer de Steve Wozniak y Alex Fielding apunta a ser el Google Maps del espacio

La startup Privateer de Steve Wozniak y Alex Fielding apunta a ser el Google Maps del espacio

Han surgido varias empresas para limpiar la órbita baja de la Tierra, que actualmente está repleta de millones de piezas de basura espacial, desde satélites rotos hasta fragmentos de cohetes o restos de etapas de vehículos o misiones espaciales. Aunque la tarea de limpiar la LEO es importante, hay un problema, según Alex Fielding, cofundador de una nueva empresa espacial junto a Steve Wozniak: no sabemos dónde se encuentra realmente la mayor parte de la basura espacial.

«Las empresas de limpieza orbital, no tienen resolución, o no nos ponemos de acuerdo en dónde está casi cualquier objeto en la órbita baja de la Tierra con mayor precisión que quizás tres o 400 kilómetros en un momento dado», dijo Fielding en una reciente entrevista.

Fielding y Wozniak pretenden cerrar esa brecha de conocimiento con su nueva empresa, Privateer. La empresa, que ha estado en sigilo, llamó la atención en septiembre después de que Wozniak tuiteara un enlace a un video promocional de un minuto en Youtube, y se intensificaron los rumores de que Privateer se centraría en la limpieza de objetos espaciales.

Resulta que eso no es del todo exacto. «Privateer empezó, en realidad, no con el objetivo de limpiar el espacio el primer día», explicó Fielding. «Realmente empezamos con el objetivo de construir […] el Google Maps del espacio».

Esta no es la primera colaboración de Fielding y el cofundador de Apple, Wozniak. Ambos crearon Wheels of Zeus a principios de la década de 2000, una empresa de hardware que desarrollaba tecnología para rastrear la ubicación de objetos físicos.

«Cuando empezamos con eso, la mitad de las cosas que había en el espacio hace veinte años eran basura», dijo Fielding. Desde entonces, la situación no ha hecho más que empeorar. «Estamos en un mundo con muchas, muchas, muchas más cosas [en órbita], de las cuales esas muchas más cosas son mucho más peligrosas, y están casi todas en órbitas bajas, se mueven muy, muy rápido, y no están bien rastreadas o comprendidas en su mayor parte».

Los peligros de la basura espacial siguen estando muy presentes. En mayo, los astronautas a bordo de la Estación Espacial Internacional descubrieron un agujero de cinco milímetros de ancho en un brazo robótico unido a uno de los módulos. Aunque ese brazo sigue funcionando, la ISS no realizó ninguna maniobra para evitar el impacto, lo que sugiere que el objeto era uno de los millones en órbita que son demasiado pequeños para ser rastreados por la Red de Vigilancia Espacial de la Fuerza Espacial de Estados Unidos.

Del mismo modo que empresas de lanzamiento como Rocket Lab y SpaceX prestan ahora servicios que antes eran competencia exclusiva de organismos públicos como la NASA, Privateer podría colmar estas enormes lagunas de datos.

Privateer se ha puesto en marcha. La empresa enviará su primer satélite, llamado «Pono 1», el 11 de febrero de 2022. La nave, que tendrá un tamaño aproximado de 3U (apenas medio pie), estará equipada con 42 sensores, 30 de los cuales no son ópticos y doce son cámaras ópticas. Los sensores no ópticos tendrán una precisión de hasta 4 micras. El cuerpo propiamente dicho del satélite será de fibra de carbono e impreso en 3D, con un enfoque que significa que es una pieza única y sólida con la misma rigidez del titanio, dijo Fielding. En lugar de un propulsor, se orientará mediante torquers magnéticos, un pequeño dispositivo que genera corriente eléctrica para controlar la posición.

Pono 1 sólo permanecerá en el aire durante cuatro meses, cuando se desorbite y se vaporice de nuevo en la atmósfera terrestre. El segundo satélite, Pono 2, se lanzará a finales de abril. Privateer ya ha elegido un proveedor de lanzamientos y ha recibido las autorizaciones necesarias para ambos lanzamientos.

Además de los lanzamientos, Fielding dijo que Privateer ya está trabajando con Astroscale, una empresa de logística y servicios orbitales que actualmente está haciendo una demostración de un satélite de eliminación de basura espacial. Privateer también ha firmado una asociación con la Fuerza Espacial.

Según Fielding, no conseguir un Google Maps completo del espacio no sólo sería una negligencia, sino que podría ser fatal. «Soy optimista y sigo teniendo mucho, mucho, mucho miedo de que lleguemos demasiado tarde, de que estemos probablemente a 24 meses de la primera víctima humana en órbita en el espacio. Y la razón es simplemente la proliferación en la órbita terrestre baja».

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Required fields are marked *


NewsTech reúne el alcance global de noticias tecnológicas las 24 horas, los 7 días de la semana, brindando cobertura y análisis, sobre las tendencias, tecnologías y oportunidades que son importantes para personas interesadas en mantenerse al día, con los avances del mundo digital.


contacto@newstechlive.com

+56993921697